Los desarrolladores han aprovechado las capacidades únicas de Xbox Series X, tanto para los nuevos títulos creados de forma nativa en el ambiente de desarrollo de Xbox Series X como para los títulos lanzados anteriormente y que se han reconstruido específicamente para la nueva generación de consolas.

Uno de los mayores beneficios de toda esta potencia es que les brinda a los desarrolladores la capacidad de crear juegos Optimizados para Xbox Series X. Esto significa que han aprovechado al máximo las capacidades únicas de Xbox Series X, tanto para los nuevos títulos creados de forma nativa en el ambiente de desarrollo de Xbox Series X como para los títulos lanzados anteriormente y que se han reconstruido específicamente para la nueva generación de consolas.

 Fortnite Hero Asset

En nuestra serie Detrás de los Títulos Optimizados para Xbox Series X, los creadores involucrados en el desarrollo de los juegos nos comparten las anécdotas tras bambalinas sobre el trabajo que implica mejorar sus épicos juegos para Xbox Series X y lo que eso significa para el futuro de los videojuegos.

Hoy platicamos con Ben Woodhouse, programador líder de consola en Epic Games, sobre la optimización de Fortnite para Xbox Series X.

¿Qué es lo que más te emociona de desarrollar y dar vida a Fortnite en un hardware de próxima generación?

La nueva generación de hardware trae grandes mejoras en el rendimiento de la CPU, GPU y E/S.

El equipo tuvo claro desde el principio que queríamos usar la potencia adicional para hacer que el juego se sintiera más vivo, no solo para aumentar la configuración de gráficos y la resolución. Para lograrlo, tuvimos que usar el poder del hardware de formas más creativas.

Agregamos funciones como nubes volumétricas, campos de física simulados por GPU y simulaciones de fluidos, así como una gran cantidad de efectos personalizados, todos diseñados para hacer que el juego se sienta más dinámico.

Desde el punto de vista técnico, el nuevo hardware siempre es divertido para los desarrolladores y disfrutamos del proceso de optimización del motor Unreal Engine para el hardware, mejorando el rendimiento de los sombreadores, reduciendo los cuellos de botella de la CPU y optimizando la carga desde la SSD. Todo este trabajo recae en el motor Unreal Engine.

Además de la potencia y el rendimiento de Xbox Series X para lograr tiempos de carga más rápidos, etc., ¿qué funciones de Xbox Series X te entusiasmaban más para el desarrollo de Fortnite?

Se ha hablado mucho sobre la potencia de la GPU de Xbox Series X y su Arquitectura de velocidad, y Fortnite las aprovecha al máximo; sin embargo, una de las cosas que más nos ha impresionado es la CPU. Hemos visto un gran aumento en términos de instrucciones por reloj en relación con la generación anterior. Esto desbloquea experiencias que no eran posibles con la generación anterior de hardware.

¿De qué manera impactarán estas mejoras en la experiencia de Fortnite?

Las consolas de última generación no podían ejecutar la pantalla dividida o el modo Save the World a 60 FPS. Teníamos la potencia de la GPU, pero incluso en Xbox One X, teníamos problemas por la CPU. En Xbox Series X|S, el margen adicional de la CPU elimina estas limitaciones. Con un poco de ajustes, logramos que ambas máquinas se ejecuten a una velocidad sólida de 60 FPS en ambos modos.

De igual manera, en la última generación, el modo Battle Royale se ejecutó a 60 FPS, pero con problemas ocasionales y menos fotogramas por minuto durante escenas pesadas debido a que la CPU se llevó al límite. En Xbox Series X | S, estos problemas son mucho menos frecuentes. Estamos viendo un orden de magnitud de menos fotogramas descartados en esta generación y, como resultado, el juego se siente más fluido.

El espacio adicional de la CPU, combinado con un rendimiento de carga increíblemente rápido, nos ha permitido aumentar las distancias de transmisión de manera considerable, mejorando en gran medida los detalles en la distancia. Esto se aprecia especialmente en 4K.

¿Por qué decidieron enfocarse en la física e imágenes dinámicas para mejorar Fortnite?

No hace falta decir que el juego se ejecuta a 4K y 60 FPS en Xbox Series X y que mejoramos todas las configuraciones de calidad. Sin embargo, queríamos ir más allá de las mejoras visuales obvias y usar parte del poder adicional para hacer que el mundo se sintiera más dinámico y vivo.

Agregamos simulaciones de fluidos de la GPU para explosiones, así como efectos de humo y fuego. Se ven realmente geniales en movimiento y hacen que los efectos se sientan mucho más naturales. También, utilizamos la potencia de cálculo de la GPU para simular campos de física. Esto nos permite generar ondas de choque a partir de explosiones de granadas y cohetes, agregando un movimiento realista a la hierba y el follaje cercanos, mejorando el juego.

Agregamos nubes volumétricas marcadas por rayos con profundidad real. Puedes apreciar su belleza bajo diferentes condiciones de iluminación dinámica, especialmente cuando estás haciendo paracaidismo a través de ellas. Los artistas han aprovechado al máximo la libertad que les brinda el nuevo hardware. Hay una gran cantidad de efectos nuevos para el fuego, animaciones de eliminación y la tormenta.

Asimismo, nos llena de emoción decir que logramos habilitar la gran mayoría de estas funciones en Xbox Series S. Algunas configuraciones de calidad son más bajas que las de Xbox Series X, pero la principal diferencia fue simplemente la resolución (Serie S con 1080p, mientras que Serie X en 4K).

En Xbox Series X|S, utilizamos resolución dinámica y un nuevo algoritmo de suavizado temporal de última generación (TAA2) para proporcionar una salida 4K de alta calidad a 60 FPS, independientemente de la carga de la GPU. TAA2 será una nueva característica del motor Unreal Engine 4.26.

¿Cómo crees que los fans responderán a estas mejoras?

Fortnite se ve increíble en Xbox Series X. Con un fluido gameplay a 60 FPS en todos los modos y carga súper rápida, es una gran experiencia que creemos que los fans realmente disfrutarán. Estamos muy emocionados porque finalmente los jugadores tienen en sus manos la versión del juego para Xbox Series X.

Fortnite es un juego en constante evolución que nunca se detiene, así que seguiremos agregando más mejoras a la versión Xbox Series X|S en los próximos lanzamientos. Los comentarios de los jugadores definitivamente serán un factor a la hora de decidir qué funciones agregar en el futuro.

¿Cómo ha sido el proceso de desarrollar juegos para Xbox Series X?

Microsoft nos facilitó mucho la transición. Ha sido genial trabajar con las herramientas de desarrollo, y muchas de ellas nos son muy familiares desde Xbox One.

Al igual que con cualquier plataforma nueva, durante el desarrollo se presentaron problemas en torno a la estabilidad y rendimiento, pero tuvimos un gran apoyo del equipo de hardware de Microsoft para resolverlos. Y solucionaban los problemas muy rápido, a veces en solo 24 horas.

Otra cosa que ayudó a nuestro proceso de desarrollo fue el nuevo Kit de desarrollo de juegos, que nos permite compartir código común entre generaciones de consolas. Esta base de código compartida hará que el soporte para ambas generaciones sea mucho más fácil a medida que los jugadores pasen al nuevo hardware.

¿Cuáles son las mejoras que más te emocionan de Xbox Series X?

Estamos particularmente entusiasmados con la Arquitectura de velocidad y con aprovechar al máximo el ancho de banda de E/S adicional en Xbox Series X y S para reducir los tiempos de carga y mejorar el rendimiento de transmisión de nivel. En realidad, esto vino con una serie de desafíos. Tan pronto como el ancho de banda del disco sin procesar deja de ser un problema, la CPU puede convertirse rápidamente en un cuello de botella durante la carga. Para aprovechar al máximo el hardware, tuvimos que reducir significativamente la sobrecarga de la CPU.

El año pasado, el equipo de motores pasó mucho tiempo reescribiendo el cargador en UE4 y optimizando el código de inicialización del motor para reducir estos cuellos de botella. Por parte de Fortnite, gran parte del tiempo de carga se dedica a la espera de servidores, por lo que reordenamos el trabajo para permitir la ejecución en paralelo. Estamos muy contentos con el resultado de nuestros tiempos de carga en el lanzamiento, pero esta es un área de mejora continua. Tendremos más optimizaciones para futuras versiones.

Aparte de los tiempos de carga, el rendimiento de E/S agregado ha permitido una transmisión de activos mucho más rápida. Las texturas, mallas y niveles tardan mucho menos en cargarse, y la transmisión más rápida también nos permitió incrementar las distancias de transmisión de nivel, aumentando la fidelidad visual en la distancia.

¿Qué permite el desarrollo de Xbox Series X / de próxima generación en proyectos actuales o futuros que no se podría haber logrado con la generación actual de consolas?

Fortnite es un título que se actualiza constantemente, por lo que los jugadores pueden esperar más mejoras de próxima generación en los próximos meses. Definitivamente, queremos hacer más con el hardware de Xbox Series X, tanto en términos de imágenes como de reducción de la latencia. También podemos empezar a pensar en un modo de 120 FPS para futuras versiones.

Esta versión actual es Fortnite en Unreal Engine 4. El próximo año, comenzaremos a mover Fortnite a Unreal Engine 5 y estamos muy emocionados de ver qué podemos hacer con ese cambio. Asimismo, tenemos mucha curiosidad por ver qué pueden hacer los licenciatarios de Unreal Engine en todo el mundo con el hardware de próxima generación con Unreal Engine 4 y Unreal Engine 5.