La gestión de datos en la nube ayuda a los retailers, tanto para preparar sus canales digitales para los picos extremos de tráfico previstos, como para facilitar su transformación digital y apoyarlos en mejorar la experiencia digital de sus clientes a través de brindarles un valor añadido.

 

Jan Ryniewicz Director de MKT Veeam Latam bajaSe acerca uno de los fines de semana más esperados por los retailers: el Buen Fin, que en esta ocasión se realizará del 15 al 18 de noviembre intentando superar los $112,400 millones de pesos en ventas de la edición pasada. La dinámica ha demostrado traer grandes ganancias, pero cada año es más complejo para los comercios alcanzar la meta, por el aumento de la competencia y la dinámica actual de los negocios, que los lleva hacia una nueva era digital en la que la inmediatez y el foco en el cliente son prioritarios.

Hoy, el retail continúa implementando tecnologías innovadoras: un ejemplo es la Inteligencia Artificial (IA), en la que se prevé que esta industria estará invirtiendo $7,300 millones de dólares para el año 2022, de acuerdo con Capgemini[1]. La IA será fundamental para minimizar pérdidas causadas por robo, errores administrativos, fraudes, caducidad de productos y errores de caja, entre otros aspectos. En México, esto representó mermas por $1,600 millones de dólares (2017 a 2018), según PlanetRetail RNG[2].

La gestión de datos en la nube también ayuda a los retailers, tanto para preparar sus canales digitales para los picos extremos de tráfico previstos, como para facilitar su transformación digital y apoyarlos en mejorar la experiencia digital de sus clientes a través de brindarles un valor añadido. Ante la innovación presente y futura, he aquí 4 elementos indispensables para que el retail tenga éxito durante el Buen Fin:

  1. Garantizar la disponibilidad. Según indica el Reporte de Administración de Datos en la Nube 2019 de Veeam, las empresas de retail, distribución y transporte sufrieron, en promedio, 6 interrupciones no planificadas en los últimos 12 meses, los cuales duraron un promedio de 77 minutos. La disponibilidad es uno de los elementos vitales, tanto para las compañías de e-commerce como para las del mundo físico, pues quedar sin datos, aplicaciones o infraestructura, así sea por unos minutos, puede significar graves consecuencias en ingresos en cualquier momento, y más aún si llegara a ocurrir durante el Buen Fin. 
  1. Personalizar el servicio al cliente. No se trata sólo de estar disponibles durante los momentos de mayor actividad. Si los retailers además son capaces de interactuar de forma personalizada con sus clientes en estos períodos tan agitados, sin duda destacarán del resto. En este sentido, implementar la gestión de datos en la nube ayuda a mantener altos niveles de servicio, como lo reconoce el 52% de las organizaciones de retail, distribución y transporte participantes en el informe de Veeam citado líneas arriba, las cuales consideran que esta iniciativa transformará la atención hacia los compradores, mientras que el 51% estima que podría incluso aumentar el grado de respuesta de su clientela. 
  1. Brindar una experiencia integrada que considere las plataformas online y móviles. Los hábitos de compra se centran cada vez más en los mundos online y móvil. De no contar con una infraestructura digital que les permita dar una experiencia totalmente integrada, que genere gratificación inmediata a los clientes, los retailers se arriesgan a perder muchas ventas. El 60% de ellos, según el reporte de Veeam, afirmaron que no eran capaces de hacer frente a los retos digitales; sin embargo, éste es el momento de prepararse con una infraestructura que les brinde altos niveles de velocidad y agilidad.
  1. Aprender de los datos. Es imprescindible que las compañías de retail aprovechen los datos para saber qué funciona y qué no, qué deben dejar de hacer y cómo mejorar lo que hacen bien, etcétera. Y como hoy la experiencia de compra está más allá del punto de venta –desde el marketing promocional y los chats, hasta la inteligencia detrás de las recomendaciones de Amazon para futuras compras–, todo debe tomarse en cuenta para ser capaces de ofrecer una experiencia realmente única y personalizada para sus clientes. Una gestión de datos en la nube les ayuda a planificar eficazmente estrategias y campañas para atraer el interés activo de los consumidores.

[1]“Construyendo a la Superestrella del Comercio Minorista”, Capgemini.

[2]“Índice de Sensormatic sobre la Pérdida Global”, PlanetRetail RNG.