EV Mini 45

La tecnología basada en IA optimiza el entorno del vehículo según el estado de ánimo del conductor. La tecnología procesa los datos utilizando el aprendizaje automático y controla activamente los sistemas del vehículo, como la iluminación, el clima, la música y el dispensador de fragancias.

 

Photo7 LittleBige Motion

Como parte del proyecto 'Little Big e-Motion', Hyundai Motor Company presentó su mini-EV basado en el concepto de auto "45", que es un minicar que usa la tecnología e-Motion Adaptive Vehicle Control (EAVC) para apoyar a los pacientes más jóvenes en el Hospital Sant Joan Deu Barcelona (SJD), en España.

 

EAVC es una tecnología basada en inteligencia artificial que optimiza el entorno del vehículo basándose en información del interior y exterior, de manera que la tecnología IA optimiza el entorno del vehículo según el estado de ánimo del conductor.

 

La tecnología EAVC monitorea las expresiones faciales, la frecuencia cardíaca y la frecuencia respiratoria; asimismo, combina estas lecturas con la información del vehículo, incluida la velocidad, la aceleración, el ruido y la vibración. La tecnología procesa los datos utilizando el aprendizaje automático y controla activamente los sistemas del vehículo, como la iluminación, el clima, la música y el dispensador de fragancias.

 

Hyundai Motor Group lidera el desarrollo de la tecnología de próxima generación en colaboración con el Media Lab del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT). La firma automotriz donó este vehículo eléctrico único en su tipo al hospital SJD de Barcelona, para apoyar la movilidad de los pacientes desde la cama del hospital hasta la sala de tratamiento, que se considera uno de los viajes más estresantes para ellos.

 

Photo EAVCinfographicJinmo Lee, Ingeniero de Investigación Senior de Hyundai Motor, comentó que el mini EV equipado con EAVC interactúa con el joven "conductor" a través de cinco tecnologías clave: Sistema de reconocimiento de emociones faciales, Cinturón de ejercicios respiratorios, Sensor de monitoreo de frecuencia cardíaca, Iluminación adaptable a las emociones y Dispensador de aroma adaptable a las emociones.

 

El sistema de reconocimiento de emociones faciales utiliza una cámara en frente del asiento para identificar las emociones del niño en tiempo real. El cinturón de ejercicios de respiración se envuelve alrededor del cuerpo y sus bolsas de aire presionan suavemente ayudando a aliviar la ansiedad permitiendo una respiración más estable, mientras que el acelerómetro y el sensor de monitoreo de frecuencia cardíaca miden la frecuencia cardíaca y la frecuencia respiratoria.

 

La iluminación adaptable a la emoción varía de verde a amarillo o rojo para mostrar en colores el estado emocional del niño. El dispensador de aroma adaptable a las emociones rocía una fragancia sincronizada con la respiración para provocar una sonrisa en los pacientes. El vehículo también hace burbujas para celebrar el progreso del niño en tratamiento.

 

La tecnología EAVC también apoya en el trabajo del personal médico del hospital informándoles sobre el estado emocional de los pacientes sin tener que interactuar.